El Emporio Digital

Creando Criterio

El desenlace de una novela por capitulos.

 

Curiosamente en otros editoriales dibujamos el plan » z» de  Bukele,  intentar rasgar las vestiduras del poder a como diera lugar; en nuestros estudios, investigaciones y análisis, nos hemos esforzados en ser neutrales, críticos y propositivos.

Hemos acertado los pasos de Nayib en este breve caminar desde su expulsión del fmln hasta su aventura  en las internas del partido GANA, y eso tiene muchos factores a la base.

Las y los emisarios de Bukele intentaron de explicar los motivos por los cuales, el llamado ‘  supremo líder ‘  y el izquierdista Félix Ulloa se adentraron al túnel oscuro del partido electoral GANA, Félix en algún momento  pudo haber reflexionado en voz alta » que la política se hace con lo que hay, y el que esté libre de pecados que tire la primera piedra «.

Elegante explicación, pero carente de objetividad, bien sabemos lo que han sido los personajes de GANA, lo que han hecho en la actualidad y sus negocios. Sabiendo que los militantes de ese partido son anaranjados por fuera y se consideran la sucesión de Arena y comodín del sistema, allí hay gente que ven al Mayor como un santo, gente de extrema derecha y de ultraderecha, gente que usa vasos comunicantes con su guarida madre, gentes dispuestas a jugar las reglas del que pague más.

Mientras del otro lado de la cancha,  las y los seguidores de Bukele vieron con satisfacción el no haber sido consuldados, a cambio que diera Nayib golpes certeros a sus adversario, muchos seguidores de Nuevas Ideas vivieron ese proceso con resistencias silenciosas, miles saltaron de alegría y se declararon de derecha y aplaudieron el ingreso del supremo líder al partido electoral GANA; queremos hacer notar que más allá que Bukele diga que Nuevas Ideas no tiene ideología y que el Movimiento piensa solo en El Salvador, las confesiones de miles de sus seguidores da entender  que teníamos razón al decir en otros editoriales, que dentro de Nuevas Ideas hay gente de derechas, izquierdas y neo-ideológicos, es decir, una mezcla entre aplaudir a Nayib  y solo ver la urgencia de derrotar electoralmente al fmln y arena, sin teoría política ni política económica.

Muchos nos hemos equivocado en pensar que Bukele se interesaría en ayudar en la consolidación del Movimiento popular, en crear fuerza política desde abajo hacia arriba, de impulsar el debate sobre temas cruciales, pensabamos que su horizonte era ser parte de un proceso de transformaciones sociales y ver las elecciones como algo circunstancial, útiles, pero no lo fundamental.

La pregunta es: estará dispuesto Nayib a impulsar un Movimiento popular y seguir siendo la punta de lanza de una nueva esperanza ?.

Nuevas Ideas a caminado lo suficiente en poco tiempo, miles de seguidores de ese proyecto, pero que son parte de las izquierdas, seguirán trabajando por un proyecto común, esperando que al ganar Bukele en primera o segunda vuelta, no se rompan las alianzas y que los princios se antepongan frente a los intereses de grupos de poder nacionales e internacionales.