El Emporio Digital

Creando Criterio

Se fragua un golpe de Estado ?

Se fragua un golpe de Estado ?

Sube la tensión política en El Salvador.

La emergencia del coronavirus establece un distanciamiento social, pero no un distanciamiento político; en medio de las medidas de prevención del virus, las manecías del reloj político no dejan de moverse.

No podemos evitar escuchar los vientos de tensión que se están desarrollando de forma sigilosa en el país, incluso, la rumorología en su aroma de confusión y difusión, deja entre ver la inconformidad creciente en sectores de poder político, en estos días los vientos nos traen la especulación de un golpe suave en El Salvador, al estilo de las nuevas formas de golpes de Estado, vía legal o vía parlamentaria.

La posibilidad que exista esa idea o intensión en la mente de sectores dogmáticos en El Salvador de corte de derechas, no sería extraño, a lo mejor, en el marco de esa teoría, con la complicidad de fuerzas externas.

El presidente de El salvador no ha demostrado ser de izquierda, sin embargo goza de la popularidad más alta de estos tiempos, no ha demostrado estar en contra del gran capital tampoco, eso confundiría a algunas personas en cuanto a considerar la hipótesis que círculos de poder económicos, políticos y no sabemos si militares, estén pensando en deshacerse del actual grupo gobernante que contradice no los intereses del modelo neoliberal, pero sí, el ego del viejo orden que no termina de morir frente al nuevo orden que no termina de nacer.

Muchas veces también se hacen desordenes para mantener el viejo orden, incluso en la ruta de cooperación del actual gobierno con el gran capital salvadoreño, es posible, que algunos grupos sectarios del capitalismo salvaje, estén pensando en crear un caos controlado, crear una crisis y montar un rompimiento.

Eso les ayudaría para que la oligarquía salvadoreña garantice el predominio de sus intereses, algunos grupos de las derechas fundamentalistas, la ultra y extrema derecha, no pueden aceptar que su hegemonía de clase y de origen europeo sea sustituido por otro grupo de poder de otros orígenes.

Pero no solo en esa dimensión del egocentrismo, también, la ruptura del partido electoral más representativo de una parte de la oligarquía, es decir ARENA, los impulsa a buscar una forma de sobrevivencia política-electoral, y observan en el horizonte, una inminente derrota electoral en los próximos comicios.

Estamos observando que el partido electoral fmln está queriendo levantar cabeza en las redes sociales, seleccionando sus mejores cuadros en los pueblos para dar batalla electoral, por el otro lado, también estamos mirando, que estos sectores de oposición al actual gobierno, están llevando adelante una campaña de desprestigio a nivel internacional.

Se está preparando un teatro de operaciones, sin lugar a dudas el gobierno lo sabe y sus medidas estará tomando; recordemos que en El Salvador estamos parados en un volcán de pólvora, pero todo golpe suave se realiza con la venia bendita de alguno poder superior al externo.

No creo que pueda tener éxito un golpe de Estado, sin embargo, puede tomar pie, solamente si el gobierno de El Salvador define gobernar para los pobres y les exige a los grandes empresarios pagar todos los impuestos, si impulsa una reforma de las AFPs que favorezcan a las trabajadoras y los trabajadores, el golpe tendría espacio si se aprueba el otro año una ley del agua justa y si, el actual gobierno deja fuera a esos sectores recalcitrantes de la repartición de los recursos del Estado, incluyendo los préstamos.

Esos serían los elementos que pueden detonar un golpe de Estado, si embargo, no se descarta que algún aventurero grupo sectario, se lance a la descabellada idea de provocar un enfrentamiento.

Observamos con preocupación los odios que están naciendo dentro y fuera del país, fanatismos y noticias falsas todos los días, como si en nuestro El Salvador, el conflicto entre pobreza y riqueza sea algo insignificante, tenemos serios problemas y urgencia, si los desesperados grupos de poder se lanzan a la descabellada idea de un golpe, estarían condenando al país a otros 50 años de atraso en todas las áreas.

Jandres Js